jueves, enero 10, 2013

Despertar



En un lugar secreto,
la tierra se hizo cielo,
convirtiendo:
las caricias en firmamento,
los susurros en amor,
los besos en truenos,
descolgando rizos
sobre la suavidad blanca
de terciopelo...
Abrí los ojos,
y me di cuenta
que solo fue
un sueño.

13 comentarios:

  1. Bueno, mejor soñar eso que no tener pesadillas.
    A que si?

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Estoy con Toro.
    Aunque es un sueño, dulcíiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiisimo
    Bss

    ResponderEliminar
  3. Tienen razón los dos. Mejor estos sueños que una fea pesadilla. Lo único es, ¿por qué duran tan poco?

    :-)

    jejejejejej

    Besitos a los dos

    ResponderEliminar
  4. En un lugar secreto, la tierra se hizo cielo...
    que hermoso Caro...
    :)
    yo tambien sueño con un lugar secreto y la tierra... si ese lugar secreto se hace carne... la tierra seria mas que un cielo... porque seria su cuerpo... el de él... y eso es más que un cielo...
    Me fascino tu entrada de hoy
    Gracias
    Mil besos!

    ResponderEliminar
  5. Hermoso sueño mi linda Caspita.
    Soñar es necesario y saludable para el alma, como dice Toro, mejor que pesadillas, disfruta de tus sueños y tu realidad.
    Un abrazo grande.
    Ambar.

    ResponderEliminar
  6. Querida Corina, me gusta la interpretación que le has dado,

    "...la tierra sería más que un cielo... porque sería su cuerpo... el de él... y eso es más que un cielo..."

    juego de palabras convertidas en poesía de la pasión de la piel, hermosas.

    Besitos mi niña

    ResponderEliminar
  7. Mi querida Ambar,
    lo malo de estos sueños es que nos toca despertarnos jajajajajaaj y ahí en ese justo momento volvemos a la realidad cotidiana.

    Besitos de luz

    ResponderEliminar
  8. Mi querida Carolina,¿¿ por que tuvo que ser solamente un sueño?? a veces esos llamados sueños son tan reales que podemos sentirlo todo como si fuera real y es entonces cuando realmente podemos decir que en realidad es nuestra alma la que ha ido a buscar a nuestra alma gemela con quien hemos compartido un momento de felicidad. de dicha y complicidad. Disfruta cada momento que puedas vivir con esa intensidad por que no siempre se puede realizar. Besos de luz.

    ResponderEliminar
  9. Me gusta tu sueño, Carolina.
    Entré en este blog, y tu sonrisa, levanta el ánimo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Mi Montse querida, ojalá este sueño se hiciera realidad. Porque es verdad, se vive con tanta intensidad que cuando se despierta pareciera que fue muy real ese encuentro de almas.

    Besitos de luz.

    ResponderEliminar
  11. Qué bonito verte por aquí mi querida Celia. Me alegra mucho que te guste este sueño.
    Si, esa sonrisa no hay que perderla, a pesar de cualquier circunstancia hay que mantenerla porque anima y es saludable.

    Besitos de luz

    ResponderEliminar
  12. Hola Carolina, acabo de descubrirte y la verdad es que tienes un blog muy entretenido. Y eres toda una poetisa... justo iba a comentar tu poema cuando leo en el formulario de comentarios: "Tu destello, ilumina mi refugio"

    No se puede decir más con menos.

    Me ha gustado mucho el poema y me he reído con tus despistes del carro de la compra.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  13. Bienvenido M, muchas gracias por tu hermoso destello.
    Lo del carrito de la compra aún hace que suelte unas carcajadas enormes, suele suceder jajajajjaja espero que no lo repita mucho jajajajajaja

    Eres bienvenido a mi hogar virtual, me alegra mucho, porque me da pie a descubrir otro refugio bloguero hermoso.

    Besitos de luz

    ResponderEliminar

Tu destello, ilumina mi refugio