miércoles, junio 19, 2013

Mi pez se convirtió en ángel...

Cuando aún era jovencito.

Después de dos años y medio, hoy despedimos mi Negri y yo, a la mascotita más pequeña de la casa. Chopin, mi Chopin... Amaneció dormido sobre las piedras, ni siquiera quiso flotar. Ya tenía varios meses decaído. Era un betta, de agua fría. Y estaba anciano. Desde noviembre el Sr. del acuario, asombrado de la edad de mi pez, dijo que estaba viviendo horas gratis. Y todavía aguantó 6 meses más. Fue un regalo que dejaron en casa, mis amigos de Argentina. Y con ellos, vivió un año. Por lo tanto la edad aproximada del pez era de 3 años y un poco más.  Por lo que hace más especial a mi angelito pequeño. Porque la edad aproximada de estos peces es máximo dos años, y casi ninguno llega a cumplirlos...
Era especial, y por eso sé que ahora es un angelito de luz. 
Ahora su lugar está vacío, las burbujas dejaron de funcionar y solo queda el silencio de las piedras...

Imagen sacada de Internet.
Así era Chopin.

17 comentarios:

  1. Mi querida Carolina, tu lo has dicho el ahora es un ser de luz, que te entrego su última lección un renacer a la vida, un preparase para ese vuelo final hacia un mar donde descansar libre y en paz.Le entregaste cariño,y luz y el a su manera te ha agradecido todo moviendo hasta el último suspiro su aleta para decirte adiós.
    Se que aunque era previsible el dolor existe y a el me uno mi querida hadita de luz.
    Besos de luz.

    ResponderEliminar
  2. Pequeña Carolina, eres como una niña.
    Una niña muy buena
    Lo siento¡ Compra otro pececito.
    Bss

    ResponderEliminar
  3. O de paso, un tiburón¡
    ( es para que te rías,niña)
    Bss

    ResponderEliminar
  4. Una lagrima se ha escapado por Chopin. Pensé que no. Y resulta que si se arruga el corazón.
    Ya se me pasará.
    No sé si compre otro. Por ahora, estaré con mi Negrito nada más.
    Es muy jodido tener que despedirse siempre de las mascotas.

    Ya se me pasará.

    Besitos de luz a las dos.

    ResponderEliminar
  5. jajajajajjajajajja... el tiburó me come!!!!!

    ResponderEliminar
  6. Lo siento mucho Carolina.

    Un abrazo hoy.

    ResponderEliminar
  7. Pobrecito, a mi también se me murió uno igual. Estos peces son muy delicados. Besos.

    ResponderEliminar
  8. Gracias,

    Un besito de luz a los tres.

    ResponderEliminar
  9. Vaya siento mucho lo de tu pez, linda amiga, es una pena : (

    Besitos.

    ResponderEliminar
  10. Lo siento mucho, se le toma mucho cariño a las mascotas (yo según a cuales).

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Mi querida Carolina, se les coge cariño, los animales grandes o pequeños son seres vivos que nos proporcionan su grado de compañía y felicidad, pero cuando se van duele, se te escapó una lagrimota...a mí, siempre que alguno de nuestros compañeros se nos ha ido, el último un hermoso perro muy cariñoso en Navidad hará dos años, ahora no tenemos nada, la gatita también se fue el año pasado, Negri, te acompaña, te quiere y te mima.
    Un abrazo a los dos.
    Ambar

    ResponderEliminar
  12. Lo siento mucho Carolina, mucho ánimo preciosa.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Ayer no pude entrar aquí, carolina, bella foto y bello homenaje a tu mascota. Animo.

    besos.

    Otras emociones nacerán en ti seguro, abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Seguro que ese pececillo tiene alas, abrazo.

    ResponderEliminar

Tu destello, ilumina mi refugio